Palma vuelve a respirar ambiente de teatro


La XXXIV edición de Palma, Feria de Teatro en el Sur se inauguró ayer en con 29 propuestas escénicas que llenarán ambiente teatrero de Palma del Río gracias a modalidades como circo, danza, clown o comedia, entre otras. El acto protocolario de inicio contó con la presencia del consejero de Cultura, Miguel Ángel Vázquez, que se encargó de abrir oficialmente la muestra junto al alcalde palmeño, José Antonio Ruiz Almenara, y al director del festival, Ramón López. En esta previa al desarrollo en sí de los espectáculos, el mundo de las artes escénicas pudo recrearse con la exposición 30 Años de Búho Teatro en el Centro Municipal de Congresos, a lo que se unió el homeaje de la profesión al escenógrafo y cofundador de estudio deDos, Curt Allen Wilmer.
Una vez concluyó todo el trajín institucional, los focos se encendieron por primera vez en esta edición para albergar en la sala La Caseta la comedía política Cómo amar al ministro de Cultura de la compañía El Hangar. El actor palmeño Antonio Aguilar es el creador de este grupo de teatro que plasma la historia de “tres artistas de provincia” y su idea de comerse Madrid con esa idea inicial de poder triunfar y desarrollar todo lo aprendido en sus carreras artísticas. Aunque, una vez que están allí, su perspectiva cambia cuando “básicamente se encuentra que todo eso que ellos tenían en sus cabezas planteado y planeado pues no sale, falla todo, y en un momento de desesperación pasan cosas”, comentó Aguilar. Poco a poco los tres personajes van reflejando una realidad evidente en el país: “Llegas a un sitio más grande intentando buscarte la vida y te das cuenta que es imposible, o sea que es que no hay trabajo básicamente”, lamentó, este joven de 34 años cuyo hermano se ha ido fuera de España. “Cualquier persona que venga al teatro, cualquier persona joven o cualquier padre va a ver que lo que le están pasando a estos tres artistas pues es lo que le está pasando hoy a todos los jóvenes en España” El hecho de estudiar una carrera y que llega a un sitio más grande intentando buscarte la vida y te das cuenta que es imposible, o sea que es que no hay trabajo básicamente”, subrayó. Respecto al título, Aguilar desgrana entre risas que “es la gran pregunta que nos hace todo el mundo”, algunos lo tienen claro “nos dice que no se le puede amar” pero sobre todo recomienda que “ la gente venga a ver la obra y que ellos mismo decidan si se le puede o no amar”.
De esta joven compañía a una veterana como Atalaya. Sus intérpretes dieron vida a Marat / Sade, una universalización de los míticos textos que escribió Peter Weiss en 1964; un adaptación en la que queda evidente la influencia escénica de Brecht, Artaud o Mejerhold. El primer espectáculo de calle fue En vano de la compañía Danza Mobile e Incubo Teatro, una idea donde un espacio vacío puede ser una promesa, una pregunta una decisión o un retrato. Avanzada la noche, llegó el turno de los dos estrenos de la jornada. A las 23:30, Convoy de Horacio Macuacua salió a escena en la sala Reina Victoria, el espectador pudo observar “el devenir de la vida, un ente definido por los cuerpos que lo integran”, es decir, la exploración de un viaje cuerpo a cuerpo. A la misma hora, pero los jardines Reina Victoria, el clown de Lolo Fernández & Cía trajo con Piano, Piano... unas dosis de humor absurdo, improvisación musical e interacción con los espectadores.
Este primer día de teatro terminó, como suele ser costumbre, con la representación a la 01:00 de la madrugada en la Casa de la Cultura. Hiperbólicas y La Morgue expusieron la trama de Jácara de Pícaros, basada en las lucha por la supervivencia de tres graciosos hampones animalizados como cuervo, grajo y urraca.